Tech blog

Viviendo en el alternativo pueblo inglés de Totnes

Linux blog

Este articulo es basado en: http://celulares.com.uy/blog/12-novedades/468-gear-fite-2

Llevo mucho tiempo sin poder escribir en el blog por falta de tiempo, pero no podia acabar el ano sin escribir unas lineas sobre este maravilloso lugar donde vivo ahora: Totnes. Hace casi cinco meses que volvi por tercera vez en mi vida a Inglaterra, despues de una larga estancia en Costa Rica y un parentesis estival en Espana, y esta vez elegi como lugar de residencia el alternativo pueblo de Totnes. No vine aqui de casualidad, habia escuchado muchas cosas buenas de este lugar hacia unos anos y lo tenia en mente por si algun dia decidia venir. Totnes es el primer lugar donde surgio el movimiento ‘transition town’, que ahora estan implantando muchos otros pueblos y ciudades del mundo, y ese es uno de los motivos que me impulso a venir. Tambien porque se encuentra en el sur de Inglaterra y cuenta…

View original post 1,252 more words

Advertisements

June 17, 2017 Posted by | articles | Leave a comment

Viviendo entre Bruntsfield y Morningside

Durante la mayor parte de mi tiempo en Edimburgo, viví entre los barrios de Bruntsfield y Morningside, aproximadamente 7 meses. Es una zona de Edimburgo que me encanta, no muy lejos de Tollcross (donde viví la primera vez), aunque esta vez más lejos del centro que antes. Ahora que acabo de dejar Edimburgo para emprender nuevos rumbos, quería dedicar un post al lugar que ha sido mi hogar durante un tiempo.

En concreto, el barrio donde vivía se llama Merchiston, conocido por tener uno de los campus de Edinburgh Napier University, que es la universidad en la que he estudiado mi máster de Ecoturismo. No os podéis imaginar cuántas horas me he tirado encerrada en la sala de ordenadores del campus haciendo mis trabajos del máster. Por suerte sólo tenía que andar dos minutos de mi casa al campus, por lo cual me he sentido muy afortunada pues ello me ha supuesto un gran ahorro de tiempo. Eso sí, las clases y prácticas eran en otro campus, Sighthill, bastante más lejos del centro y en dirección al aeropuerto.

Como no podía ser menos, tengo que poner un par de fotos del campus de Merchiston, quizás el lugar donde he pasado la mayoría de mi tiempo en Edimburgo. Debo decir que acabé cogiéndolo mucha manía como os podréis imaginar, y han sido muchos los días de nervios y estrés que pasé allí dentro. La sala de ordenadores estaba abierta las 24 horas, así que fue de agradecer cuando tuve que quedarme hasta las tantas de la madrugada acabando algún trabajo. El campus ha estado en obras toda el año, y aún no han terminado.

Y ahora os presento las calles donde estaba mi casa. Cómo podéis ver es una zona residencial con pisos antiguos y grandes. Allí había algunas mansiones impresionantes que no tuve el detalle de fotografiar, con lo cual deduzco que la gente que allí vive debe de tener mucho dinero.

En estas fotos podéis ver un poco del agradable barrio de Bruntsfield.

Y en estas algo de Morningside, un barrio encantador, con tiendecitas, cafeterías y restaurantes, parecido a Bruntsfield.

Debo decir que hice la mayoría de estas fotos el último día, así que no pude andar mucho porque estaba a la carrera tratando de recoger todo para hacer mi mudanza. Eso significa que lo que podéis ver es el final de Bruntsfield y el principio de Morningside.

Cerca de allí está el precioso parque de los Meadows, muy frecuentado por los lugareños para pasear, correr, montar en bici o pasear al perro.

De allí sale un camino que va al campus de la Universidad de Edimburgo, y si lo sigues, llegas hasta la zona de Forrest Rd, cerca del Museo Nacional de Escocia.

A primeros de junio hubo un festival en los Meadows (Edinburgh Meadows Festival), un festival comunitario y gratuito, con actuaciones de música, danza, deportes y competiciones de perros. No os podéis imaginar el calorazo que hacía ese día, y claro, aquello se llenó de gente por todas partes, como podéis ver en estas fotos.

Si bajamos la calle Bruntsfield place hacia el centro, llegamos a Tollcross, el que fue mi barrio la primera vez que viví en Edimburgo. A la izquierda sale Lothian Road, que si la sigues, te llevará a Princes Street. Quería haber hecho más fotos de Tollcross, pero lo fui dejando y ahora sólo tengo la de esta iglesia.
Volviendo a Merchiston, podemos tomar otro camino y dirigirnos hacia Slateford Road. De camino veremos el canal de Edimburgo, llamado Union Canal, no muy conocido por cierto. Se construyó en 1822 para transportar minerales, especialmente carbón, y va desde Falkirk a Edimburgo. Mucha gente pasea o monta en bici por el camino del canal, y a veces también se ve gente haciendo piragüismo.

Cerca del canal, está el precioso Harrison Park, que yo un día descubrí por casualidad, cuando buscaba una nueva ruta para coger mi autobús a Sighthill, y la verdad que me encantó.

Eso es todo, mi pequeño homenaje a la zona de Edimburgo en la que he estado viviendo, y mi despedida de la ciudad.

Gracias a Ricardo Hougham Guerrero por las fotografias.

April 15, 2017 Posted by | articles | | Leave a comment

Visitando el Monasterio de Piedra en familia

Después de mi larga estancia en Costa Rica, de la que os he hablado en numerosos posts durante un año, vino un merecido descanso en España antes de regresar a Gran Bretaña. En los meses que estuve en España no viajé demasiado, tan sólo hice algunas escapadas de fin de semana con familiares o amigos. Uno de estas escapadas me llevó hasta un precioso parque natural al que no iba desde pequeña: el Monasterio de Piedra. Fui allí acompañada de mi familia, y como venía mi sobrino de 3 años, buscamos un lugar donde viajar con niños pequeños. El Monasterio de Piedra nos pareció ideal, tanto por su cercanía a Madrid (a poco más de dos horas en coche) como por la espléndida naturaleza que ofrece. Además leímos que uno puede montar en unos antiguos carruajes tirados por burros, y a mi sobrino le encantan estos animales, bueno, y en general todos los equinos.

Una de las cosas que recordaba de mi visita al Monasterio de Piedra cuando era pequeña, son sus numerosas cascadas, y como ya he dicho varias veces en mi blog, yo soy muy fan de las cascadas y allá donde viajo siempre intento visitar alguna. Así que para mí esta era otra de las razones para elegir este lugar en ese fin de semana de viaje en familia. Mis padres y hermana también estuvieron de acuerdo conmigo en que era el viaje ideal para nosotros. Desde luego que mis padres no están para hacer las exigentes rutas de montaña a las que yo estoy acostumbrada, pero los senderos de este parque natural son accesibles para personas de cualquier edad y condición física, así que también para ellos esta era una buena elección.

El Parque Natural del Monasterio de Piedra se encuentra en la provincia de Zaragoza, en concreto en el término municipal de Nuévalos, y enclavado en las sierras del Sistema Ibérico. La corriente del río Piedra ha modelado el paisaje formando lagos y cavernas que se pueden visitar siguiendo un sendero adecuadamente señalizado de unos 5 km. Lo interesante de estas cascadas es que debido a un fenómeno cárstico (disolución de las calizas), se dividen en chorreras y saltos de agua, lo que las convierte en un auténtico espectáculo de la naturaleza. Una de las primeras cascadas que nos encontramos al comenzar el recorrido, es la impresionante Cola de Caballo, la más alta de todas con 50 m de altura. También vimos otras, que aunque no eran tan altas, tampoco se quedaban cortas en belleza: Chorreadores, la Cascada Iris, el Baño de Diana, el Lago de Los Patos, La Cascada Trinidad, Cascada La Caprichosa, los Vadillos y las cascadas de Los Fresnos.

La verdad que yo no podía parar de hacer fotos, y es que tanta cascada junta no se ve en cualquier sitio. Además de cascadas, otros lugares emblemáticos como la Peña del Diablo, la Gruta del Artista o la Gruta Iris, merecen mucho la pena de contemplar y fotografiar. Y no podía olvidarme de mencionar el Lago del Espejo, un paraje que parecía sacado de cuento de hadas, y donde aprovechamos para hacer un descanso y de paso disfrutar un largo rato de su encanto. La verdad que cuando se acercaba el final de la ruta yo no quería que acabara, quería quedarme más tiempo aquí, un paraíso como pocos en nuestro país.

Como bióloga que soy, no podía dejar de dar un pequeño apunte sobre la riqueza biológica que alberga el parque. Gran diversidad de especies de flora y fauna se concentran en el cauce de agua, como los árboles de ribera. También quería mencionar que este lugar fue el primero en España en tener una piscifactoría, donde se criaban trucha común y cangrejo ibérico. A la entrada del parque se encuentra el Centro de Interpretación de la Fauna Piscícola, con numerosos paneles informativos sobre el mundo de la piscicultura.

Al terminar la ruta, nos encontramos con que la exhibición de aves rapaces estaba a punto de comenzar, otro de los atractivos turísticos del parque. Hay tres pases todos los días entre febrero y noviembre, así que para los amantes de estos magníficos animales, aconsejo venir en ese período del año. No sólo a mí me encantan las rapaces, a mi sobrino le fascinan también, sobre todo los búhos. Le tuvimos todo atento y sin pestañear observando el vuelo de las rapaces, como algunos otros niños que estaban allí. Y la verdad sea dicha, los adultos también estábamos igual, y es que, ¿a quién no le fascinan en mayor o en menor grado tan magníficos e imponentes animales?

Y ya por último fuimos a visitar el monasterio, el que ha dado nombre al parque natural. Se trata de un monasterio cisterciense, del románico tardío, datado en el S. XIII, con forma de cruz y un ábside central poligonal. Hicimos una visita guiada donde nos dieron mucha e interesante información, además de contarnos varias anécdotas y curiosidades. Esta vez mi sobrino no estuvo tan atento, para un niño esta no es una actividad tan atractiva, así que mi hermana tuvo que salir con él fuera antes de que acabara la visita. A mí me pareció interesante y muy recomendable, y a mis padres también.

Al salir del monasterio nos encontramos una boda. Al parecer este es uno de los sitios donde se pueden celebrar bodas en Zaragoza, y la verdad que me parece un lugar ideal entre el monasterio y el paraje natural, propio de cuento de hadas. Lo tendré en cuenta, quién sabe si me venga aquí a casar un día.

Bueno aquí termina esta visita al Monasterio de Piedra, lugar al que os recomiendo mucho ir. Por algo será que el uno de los parques privados más visitados de toda Europa. Si queréis más información sobre este paraje, haced clic aquí. De verdad que merece mucho la pena aunque haya que pagar entrada, seguro que si vais, volveréis a repetir. Yo ya estoy pensando cuando volver la próxima vez!

Gracias a Ricardo Hougham Guerrero por las fotografias.

April 15, 2017 Posted by | articles | | Leave a comment

EcoMind Travel: Mi empresa de viajes sostenibles

Por fin ha llegado el momento de presentaros lo que ha ocupado la mayor parte de mi tiempo en este último año y medio: mi empresa de viajes EcoMind Travel. Aunque desde hacía tiempo le daba vueltas a la idea de crear mi propio negocio en torno al mundo de los viajes sostenibles, la idea no empezó a convertirse en realidad hasta que unas amigas, también viajeras como yo, un día me dijeron: ¿Por qué no creamos nuestra empresa de viajes? Yo, que llevaba años esperando una oportunidad como aquella, no dudé ni un momento. Les dije que sí, sin pensar entonces en todas las dificultades y complicaciones que luego vendrían. En ese momento sólo pensaba en lo maravilloso que sería poder vivir de lo que más me gusta: organizar viajes auténticos para personas de todo el mundo. Además, a largo plazo veía que si todo salía bien, podría trabajar online desde cualquier lugar del mundo y ser libre.

Nuestra filosofía se basa en el turismo sostenible y responsable, esto es, produciendo el menor impacto ambiental y social posible en los lugares que visitamos, a la vez que hacemos revertir la mayor parte de los beneficios en las poblaciones locales. En nuestros viajes acercamos al viajero en la medida de lo posible a la realidad del país que visita, viajando de forma más integradora, conociendo la cultura local y su entorno, y conviviendo en la medida de lo posible con sus gentes. Entendemos el viaje como una experiencia de aprendizaje y transformación, pues nos acerca a nuestro yo más genuino, y nos proporciona grandes enseñanzas sobre nosotros y sobre el mundo que nos rodea. Hemos plasmado en esta empresa nuestra forma de ver el mundo y de viajar, y queremos compartirla con todos aquellos que quieran unirse a nuestros viajes.

Esto de emprender se convirtió en el mayor y más importante viaje de mi vida, hasta la fecha. Tardamos mucho en arrancar porque yo aún estaba en Costa Rica haciendo mi tesis cuando comenzamos, y mis socias trabajando a tiempo completo. Comenzamos con una web casera que nos hizo un amigo para más adelante hacer una más profesional con una diseñadora, lo que fue mucho trabajo y ahora nos enfrentamos al reto de posicionarla. Por otro lado, con el tiempo fuimos descubriendo que una cosa es crear una empresa en Reino Unido, cosa bastante fácil que se hace en unos minutos por internet, y otra cosa es que tu empresa sea de viajes. En este caso son muchas las regulaciones que hay que cumplir y el dinero que hay que invertir en seguros, sistemas de protección financiera, licencias, etc. Y eso sin mencionar lo que nos costó abrir una cuenta bancaria de empresa, nos llevó meses intentando en varios bancos.

Más de una vez estuvimos a punto de abandonar pero llegó un momento en que nuestro trabajo se vio recompensado y decidimos seguir adelante. Entré en un programa del gobierno inglés para emprendedores y con la ayuda de un asesor de empresas pude hacer el plan de negocio, y tras ser aprobado me dieron una ayuda para 6 meses. Ahora estoy intentando conseguir subvenciones o inversores, poco a poco me voy enterando de formas de financiarnos. También estoy haciendo contactos interesantes, tanto en Inglaterra como en el extranjero. En Totnes fue un gran descubrimiento el REconomy Centre, un lugar que ayuda a pequeños empresarios de la zona, dejándoles usar sus instalaciones, y ofreciendo formación, asesoría y oportunidades de networking. Hace poco nos metimos ahí y esta es nuestra nueva dirección oficial.

Después de este preámbulo sobre los comienzos de nuestra empresa y el proceso que le siguió, quiero por fin presentaros los distintos viajes y programas que ofrecemos. Tenemos viajes de distintas temáticas, pero todos ellos tienen en común que siguen los principios del turismo sostenible y responsable. Para que os hagáis una idea, tenemos viajes de ecoturismo, senderismo, cicloturismo, turismo cultural, turismo comunitario, fotografía, etc, pero en todos ellos procuramos reducir el impacto negativo ambiental y social, y tratamos que la mayor parte de los beneficios vayan a las comunidades.

También apostamos por el turismo rural y el turismo holístico, y por ello ofrecemos estancias en diversos lugares como granjas ecológicas, ecoaldeas, comunidades sostenibles, casas rurales, centros de retiro y meditación, etc. Por último tenemos programas de inmersión cultural e idiomas, voluntariado (individual y viajes solidarios en grupo) y prácticas. Todos nuestros viajes tienen un componente de aprendizaje mediante talleres, charlas o actividades culturales.

Ofrecemos dos modalidades de viajes: programados en grupo o privados a medida.

Los viajes programados en grupo están indicados para todos aquellos que quieran compartir su experiencia con otros participantes, ya sea porque se sientan más seguros viajando en compañía o porque les guste conocer gente nueva. Viajamos en grupos reducidos, junto con un guía experimentado, que te acompañará durante todo el recorrido, cuidando de cada detalle para que disfrutes al máximo y en condiciones de seguridad. Hay fechas de salida determinadas a las que te tendrás que ajustar, pero a cambio te enriquecerás de compartir la experiencia con el grupo. El idioma oficial durante el viaje es el inglés ya que habrá participantes de distintas nacionalidades.

Los viajes privados a medida son para viajar a tu aire o en compañía de tus familiares o amigos. Estos itinerarios son flexibles en cuanto a duración, fechas y lugares que incluyen, y adaptables a las características de los participantes. En principio estos viajes son auto-guiados pero siempre habrá guías locales para ciertos tours incluidos en el itinerario. En estos viajes, si consigues un cierto número de acompañantes, podrás beneficiarte de importantes descuentos, incluso llegar a viajar gratis si consigues un grupo grande.

Ofrecemos viajes en cuatro continentes: África, América, Asia y Europa. Para ir abriendo boca, te presentamos algunos de nuestros viajes recomendados.

Nuestro destino en África es Marruecos, donde tenemos un viaje en grupo en el mes de junio para recorrer las montañas del Atlas, visitando pueblos bereberes de camino, y terminar con el ascenso al monte Toubkal, el más alto del norte de África. Además tenemos viajes a medida en dos zonas: en las montañas del Atlas y Anti Atlas, y en el desierto. Ofrecemos muchos itinerarios posibles en los viajes a medida.

En América nuestro destino estrella es Costa Rica, país en el que pasé nueve meses recientemente, como ya sabéis los que seguís habitualmente mi blog. Tenemos un viaje en grupo en septiembre para conocer el Caribe y el Pacífico de Costa Rica, con actividades de ecoturismo y de turismo rural comunitario. Además tenemos tres viajes a medida que pueden hacerse en cualquier momento del año y con muchos itinerarios posibles a elegir: uno de ecoturismo, otro de turismo rural comunitario y otro de senderismo. Nuestro otro destino es Perú donde ofrecemos un viaje solidario en grupo para el mes de julio, un programa de voluntariado individual todo el año y cursos de español con inmersión cultural.

En Asia colaboramos con una ONG que ofrece programas de voluntariado individual en India, Nepal y Tailandia (también Sri Lanka y Vietnam, pero aún no los hemos subido a la web) y viajes solidarios en grupo en esos mismos países. Pronto también ofreceremos viajes a medida en estos tres países y quizás en algún destino más.

Por último, en Europa contamos con viajes muy variados e interesantes. Desde estancias en granjas y fincas rurales de España, Inglaterra y Noruega, hasta viajes de senderismo en Escocia o la peregrinación de la Vía Francígena que va a Roma. No os perdáis el viaje en grupo que acabamos de preparar en Inglaterra, en concreto en el condado de Devon, donde yo vivo ahora. Es un viaje que mezcla varios elementos: deportes de aventura como senderismo en Dartmoor, canoa en el río Dart y kayak en el mar, estancias en una comunidad sostenible y granja ecológica para aprender sobre permacultura y actividades culturales-comunitarias en el famoso pueblo en transición de Totnes. Os dejo este enlace para más información: Expedición en el Río Dart (Inglaterra).

Para terminar este post, quería deciros que nosotros no queremos ser una empresa comercial sin más, sino que queremos invitar a participar a nuestros clientes y formar comunidad. Por eso tenemos una sección en el menú de Comunidad, que incluye nuestra newsletter, concursos de artículos de viaje y fotografía, club viajero, oportunidades de viajar gratis o con descuento, o incluso poder convertirte en coordinador de uno de nuestros grupos.

No emprendimos este proyecto sólo para ganar dinero, pues nuestra principal motivación es compartir con otros nuestra pasión por viajar y enseñar una forma alternativa de hacerlo que permita una auténtica inmersión cultural en el país de destino. Queremos ayudar a personas con bajos recursos a conseguir realizar su sueño viajero o de voluntariado, y también queremos ayudar a las comunidades receptoras, por eso somos también una empresa social.

Contamos con un equipo de profesionales muy preparado para llevar a cabo nuestros viajes, y también guías locales experimentados en los países de destino. En la sección Sobre nosotros podrás ver quiénes somos y cómo trabajamos.

Espero que esta presentación de mi empresa EcoMind Travel os haya animado a visitar nuestra web. Nos encantaría contar con vosotros en alguna de nuestras aventuras y ayudaros a hacer realidad el viaje de vuestros sueños. ¡Os esperamos!

Gracias a Ricardo Hougham Guerrero por las fotografias.

April 15, 2017 Posted by | articles | | Leave a comment

Turismo y cambio climático

Foto tomada de Wikimedia Commons

La actividad turística no está exenta de culpa y creo que deberíamos reflexionar en qué medida estamos contribuyendo al cambio climático cuando viajamos. No se trata de renunciar a viajar, sino de hacerlo de una forma responsable, minimizando los impactos todo lo posible. Es algo que no muchos viajeros se plantean cuando viajan, pero me parece fundamental tenerlo en cuenta, y esa es la razón por la que escribo este artículo.

En primer lugar me gustaría explicar brevemente en qué consiste esto del cambio climático y cómo se ha originado, ya que quizás alguno de vosotros no lo sepáis. Los principales causantes del cambio climático son los gases de infecto invernadero (GEI), causados en gran parte por la actividad humana. Entre esos gases, uno de los que más contribuye al calentamiento global, es el dióxido de carbono. La mayor parte del dióxido de carbono se produce por el uso de combustibles fósiles y la deforestación (principalmente incendios). Este dióxido de carbono se acumula en la atmósfera y crea una capa que atrapa la radiación solar que entra, de manera que no regresa al espacio exterior. Este fenómeno se llama efecto invernadero, y es el que ocasiona el calentamiento global.

Desierto de Atacama. Foto de Álvaro AS, Wikimedia Commons.

Científicos de todo el mundo han estado registrando las temperaturas de distintos lugares de la Tierra durante siglos y hay evidencia de que la temperatura global ha aumentado considerablemente en los últimos años. El IPCC (una organización internacional de científicos que estudia el cambio climático, muy reconocida y que emite los informes más fiables) predice una subida de 4ºC en la temperatura global a lo largo de este siglo. Puede pareceros poco pero os aseguro que las consecuencias de una subida como esta serán muy grandes en el planeta, como por ejemplo la subida del nivel del mar a causa de glaciares que se derriten y eso puede hacer que muchos lugares costeros desaparezcan. Hay muchas cosas escritas por ahí sobre el cambio climático y hay supuestos “científicos” que aseguran que no es tan grave o que no está ocurriendo, pero mis profesores insisten que sólo nos fiemos de lo que publica el IPCC, ya que ellos son científicos serios que no están pagados por gobiernos o compañías que les interesa seguir contaminando.

Y ahora voy al tema que quería tratar, el papel que juega el turismo en el cambio climático. En primer lugar el turismo implica un desplazamiento y para ello es necesario un medio de transporte. ¿Os habéis preguntado alguna vez la cantidad de dióxido de carbono que se libera en un viaje de avión? Hay estudios que revelan que las emisiones de los viajes de avión suponen el 3% de las emisiones globales, con cantidades en torno a las 600 millones de toneladas. Se estima que para 2020 los aviones serán los mayores contribuyentes al cambio climático. Luego habría que mencionar el transporte por carretera, siendo los automóviles los que más contribuyen a la contaminación atmosférica por ser menos las personas que pueden viajar en ellos.

Avión aterrizando en Barajas (Madrid). Foto de M. Peinado, Wikimedia Commons.

Luego deberíamos tener en cuenta el tipo de hoteles donde nos alojamos. ¿Son hoteles que siguen algún plan de ahorro de energía o han pasado un control de calidad ambiental? No sé si sabéis que hay acreditaciones para hoteles ecológicos que cumplen ciertos requisitos de turismo sostenible. Es cierto que todavía no hay muchos que tengan este tipo de acreditaciones, pero otra cosa que podemos hacer es alojarnos en pequeños hoteles familiares en lugar de los que pertenecen a cadenas hoteleras de lujo, que por supuesto serán más contaminantes.

Ecolodge La Estancia, Isla del Sol (Bolivia). Foto de Incacity, Wikimedia Commons.

Por último, a la hora de hacer un tour o viaje organizado, merece la pena elegir agencias de turismo sostenible o responsable. Estas agencias deben realizar la actividad turística causando el mínimo impacto en el medio ambiente y las comunidades locales. La oferta de este tipo de agencias cada día es mayor y es algo que cada vez miran más los turistas a la hora de reservar sus viajes.

El trabajo que hice para el máster sobre el cambio climático fue sobre la plantación de árboles como medida para mitigar sus efectos. A mi me encanta plantar árboles y lo he hecho en varias ocasiones en mis voluntariados con organizaciones de conservación de la naturaleza; por eso elegí este tema. La razón por la que plantar árboles ayudar a reducir los efectos del cambio climático, es porque los árboles absorben dióxido de carbono durante la fotosíntesis. También expulsan oxígeno a la atmósfera durante el proceso, de esta manera purifican el aire. Los árboles almacenan carbono en su biomasa, y cuando se queman, ese carbono es liberado a la atmósfera en forma de dióxido de carbono, contribuyendo al calentamiento global. Se han perdido grandes extensiones de bosque a causa de la deforestación y por ello es vital reforestar para recuperar la masa forestal perdida.

Foto de Plant A Tree India

Hay un tipo de turismo que me gusta mucho, que yo he practicado y que además he trabajado en él (como organizadora), y es el turismo de voluntariado. Podemos reducir un poco nuestra huella ecológica plantando árboles, y haciendo otras actividades de turismo ambiental. Aquí quiero mencionar a mi amigo Amit, director de la organización Plant A Tree India, que se dedica a plantar árboles con comunidades rurales en las cercanías de Rishikesh (estado de Uttaranchal). Si pincháis en el enlace, podéis visitar su página web y así saber más sobre esta interesante iniciativa.

Foto de Plant A Tree India

Tengo también profesores en la universidad muy comprometidos con la causa y que hacen todo lo posible por luchar contra el cambio climático, empezando porque no tienen coche y vienen siempre en bici, son vegetarianos, etc. Uno de ellos tiene un proyecto muy interesante sobre los manglares en Kenia, algo que nos reveló el otro día en su clase sobre el cambio climático. Al parecer los manglares son los bosques que más carbono almacenan, por eso decidió emprender este proyecto. Mi profesor trabaja con las comunidades locales y los ha involucrado en la conservación de estos manglares. Haz click en este enlace para más informacion: Mikoko Pamoja. Si queréis participar como voluntarios, podéis apuntaros a la expedición que organiza Earthwatch en colaboración con este proyecto: Managing mangroves and capturing carbon in Kenyan communities.

Para terminar este artículo quiero mencionar una iniciativa de dos viajeros cuyo blog he descubierto recientemente. Tienen mi total admiración por haber elegido la forma de viajar más ecológica, pero también la más dura y sin nada de comodidades. Han estado viajando durante cuatro años por todo el mundo en bici y se alojan en su tienda de campaña. Por si fuera poco, tienen un proyecto de plantación de árboles que van realizando en distintos lugares por donde pasan, y además conciencian a las poblaciones locales sobre la importancia de reforestar. Esta iniciativa se llama Plántate y si pincháis en el enlace podréis visitar su blog. Os animo a que lo visitéis y a que lo difundáis para así ayudarles de alguna manera; gente como esta merece todo nuestro apoyo.

Foto tomada del blog de Plántate (http://plntat.wordpress.com/2012/06/12/fotos-turquia/)

Gracias a Ricardo Hougham Guerrero por las fotografias.

April 15, 2017 Posted by | articles | | Leave a comment

Escapada en el Algarve de Portugal

Nuestro viaje en Portugal comenzó en el Algarve, región del sur de Portugal famosa por sus playas y litorales rocosos. De aquí partieron grandes descubridores portugueses en el siglo XV en busca de un nuevo mundo. Sin embargo, no hace falta irse a lejanos paraísos cuando aquí mismo hay uno tan espectacular para disfrutar. Las playas del Algarve son de fina arena blanca y sus aguas de un intenso tono azul invitan a bañarse en ellas. Para los que prefieran un poco más de actividad y no estar sólo en la playa, hay varios senderos que recorren la costa con impresionantes vistas panorámicas. Por último, se pueden visitar varios de sus pueblos con arquitectura tradicional y vestigios del pasado árabe. El patrimonio cultural y gastronómico de esta zona de Portugal tampoco tiene desperdicio. Espero que a través de nuestro viaje sea capaz de dároslo a conocer un poco más.

Viajamos allí desde Sevilla, donde habíamos pasado dos días antes de adentrarnos en tierras portuguesas. Fue una buena forma de dividir nuestro viaje, de lo contrario habría sido demasiado largo desde Salamanca, donde vivía entonces. En Sevilla cogimos un autobús a Faro, un viaje que no nos llevó mucho tiempo, creo que unas 3 horas. Hacía un día estupendo de primavera y el sol brillaba con intensidad. El camino hasta Faro fue agradable y nuestra emoción iba en aumento al cruzar la frontera. Ya estábamos en el país vecino, dispuestos a explorar todo lo que tenía que ofrecernos.

Faro es la capital del Algarve desde 1756 y puerta principal de esta región. Al llegar nuestra misión principal era encontrar alojamiento. Preguntamos en varias pensiones pero no hubo mucha suerte. Las de mejor precio ya estaban llenas, y las que aún tenían habitaciones disponibles eran bastante caras. Ya era casi la hora de la comida así que nos fuimos a comer con nuestro equipaje a un lugar de comida rápida. Después caminamos hasta un albergue que nos recomendaron pero que quedaba un poco retirado. Por el camino se puso a llover y encima cuando llegamos no había sitio. Desesperados volvimos al centro y no recuerdo muy bien cómo pero alguien nos informó de una pensión con habitaciones disponibles a buen precio. Fuimos allí y nos ofrecieron una habitación doble barata que no estaba mal. No entendíamos cómo no nos enteramos antes de este lugar, la de vueltas que tuvimos que dar para llegar a él.

Al día siguiente estuvimos visitando algunas de las atracciones turísticas de Faro como su casco histórico al que se accede a través del Arco de Vila. Allí está la Puerta Árabe del siglo XI, el arco de cerradura más antiguo de Portugal y que era una puerta de entrada por mar. Es un gusto recorrer las callejuelas de la ciudad con muchos rincones llenos de encanto. En el Museo Municipal pudimos ver restos arqueológicos que se han encontrado en la ciudad. Este museo está en el Convento de Nuestra Señora Asunción, construido en el siglo XVI. Por último visitamos la Catedral, del año 1251, que se construyó en un lugar donde antes había una mezquita.

La siguiente etapa de nuestro viaje nos llevó a Lagos, famoso porque desde allí se puede llegar a algunas de las mejores playas del Algarve. Hace 2000 años sus habitantes eran de origen celta y llamaron a este lugar Lacobriga. Después vinieron fenicios, griegos, cartagineses y romanos. En el S. X los árabes construyeron murallas a su alrededor y la llamaron Zawaia. En el S. XIII llegó la reconquista cristiana y el S. XV la época de los descubrimientos. Por su proximidad a África fue un lugar de comercio de diversos productos exóticos, marfil, oro y plata procedentes de las colonias portuguesas en ese continente. También allí se instaló un mercado de esclavos.

Entre el patrimonio histórico para visitar está la Igreja de Santo António y el Museo Municipal. También están las nuevas murallas del S. XVI que se construyeron al expandirse la ciudad desde 1572. El terremoto de 1755 no consiguió destruir todo el patrimonio afortunadamente. Desde el paseo marítimo Avenida dos Descubrentos se pueden ver los restos de los muros que protegían de los ataques piratas del S. XVII, como el Forte Ponta da Bandeira.

Y cómo no, ahora toca hablar de las famosas playas. Una de ellas es la Praia do Pinhão a la que se puede llegar por el paseo marítimo hacia Sagres. Un poco más adelante está la Praia de Dona Ana, y más adelante todavía está la Praia do Camilo. Otras playas cercanas son Porto do Mós y Meia Praia. Nosotros estuvimos en casi todas estas playas.

También hicimos un recorrido en barca muy recomendable que te lleva a ver las formaciones rocosas calizas del Cretácico y algunas cuevas de la Ponta da Piedade, además de pasar por preciosas playas y bahías.

La última excursión que hicimos fue Sagres, famoso por su proximidad al Cabo de San Vicente, lugar que los portugueses consideraban el fin del mundo. Entre sus atractivos turísticos está la Fortaleza de Enrique el Navegante, donde hay un gigante reloj solar (Rosa dos Ventos). Además de visitar la fortaleza, también caminamos al Cabo de San Vicente, a tan sólo 3 km de distancia de Sagres. Preciosas vistas de acantilados y costas de dramática belleza.

Desde luego que esta excursión fue una buena forma de terminar nuestra etapa en el Algarve, antes de continuar rumbo a Lisboa, de la que os contaré en un próximo post. Espero que tras leer el comienzo de nuestro viaje en Portugal te animes a conocer este precioso país que tenemos al lado, tan desconocido para muchos pero lleno de rincones mágicos.

Gracias a Ricardo Hougham Guerrero por las fotografias.

April 14, 2017 Posted by | articles | | Leave a comment

iPod shuffle updated with much-needed new hues

It’s been quite a while since the Shuffle has been updated, but we’re happy to say that Apple has shown the tiniest of its music players some much needed love. There’s only one change here, but it’s by far the most important — colors! Now the tiny PMPs will match their revamped ‘iTouch’ brothers. Just, you know, with much less functionality. There’s even a soft and subtle pink model for all those ladies out there that love being pandered to and a Project (RED) version for the socially conscious. The latest generation of the shuffle should start shipping today.

Check out our liveblog of Apple’s event to get the latest news as it happens!

September 13, 2012 Posted by | articles | | Leave a comment

iPhone 5 hands-on!

At long last, the iPhone 5. We just got our hands on Apple’s latest smartphone following its unveiling in San Francisco, and suffice it to say, it’s a beautiful thing. Some might say we’ve been waiting for this moment since October 4th of last year, but another crowd may say that the real next-gen iPhone has been on the burner for much longer. Indeed, this is the first iPhone since June of 2010 to showcase an entirely new design, but it’s obvious that Apple’s not going to deviate far when it comes to aesthetics.

Apple followers will aptly recall Steve Jobs’ quote in July of 2010 — you know, that one about ‘no one’ wanting a big phone, with current CEO Tim Cook seated just feet from Steve as the phrase was uttered. Now, however, Apple’s inching ever closer to that very realm, with an elongated 4-inch display that enables new apps to take advantage of more pixels (1136 x 640), while legacy apps can still operate within a familiar space. The phone itself doesn’t feel too much different than the iPhone 4 and 4S; yes, it’s a bit taller, but by keeping the width the same, you’ll utilize a very familiar grasp to hold it.

In typical Apple fashion, even the finest details have been worked over tirelessly. The metal feels downright elegant to the touch, and the same line we’ve said time and time again applies here: there’s no doubting the premium fit and finish when you clutch one of these thing. Yeah, the headphone port’s now on the bottom, but avid Galaxy Nexus iPod touch users shouldn’t have too much trouble adjusting. iPhone 5 hands-on gallery!

The rest of the leaks, by and large, were proven correct. High-speed LTE is being included in an iPhone for the first time, and the new Dock Connector is indeed smaller. Arguably, that’s the change that’ll cause the most headaches for longtime iDevice users — if you’ve purchased an automobile, a speaker dock, or any of the other zillion iReady products in the past half-decade, you’ll need to pony up for an adapter to make things work properly.

Apple’s made this one lighter than before, and while the outgoing flagship never really felt heavy, this one feels impressively light. After all, it’s both taller and lighter. The display — which meets SRGB color specification — now has an integrated touch layer, and Apple’s not holding back when it calls it the ‘world’s most advanced display.’ Sure enough, it looks beautiful. Of course, displays across the industry have been becoming increasingly sexy to look at, and Apple’s newest most certainly pops when you ogle it. Is it better than the 4S? For sure, but it doesn’t make the 4S’ panel look dated by any means. The anti-glare measures implemented are highly appreciated, too.

The new A6 chip, in typical Apple style, hasn’t revealed itself in terms of raw tech specs. But at a glance, it’s definitely quicker than the chip in the 4S. Much like the speed increases between the iPhone 4 and 4S (and before that, the iPhone 3G vs. iPhone 3GS), they won’t take you by storm right away. But, use it for half an hour, and you’ll have a hard time going back to a slower chip. The transitions are smoother, switching between apps is a bit quicker, and everything just generally feels incrementally faster.

We’ll be grabbing video and putting some of the new iOS 6-specific additions to the test, but for now, feel free to cast judgment on the design after peeking the gallery above.

Relive our liveblog right here!

September 12, 2012 Posted by | articles | | Leave a comment

Grab Sony’s HMZ-T2 head-mounted display and play these games at Tokyo Game Show

Forget about that messy Oculus Rift, business — Sony’s got a properly futuristic looking (and shiny!) head-mounted display for gaming, too, and it’s gonna make another public appearance at this year’s Tokyo Game Show. Of course, Sony’s effort doesn’t also offer head tracking, but, again, it’s much nicer looking, so we’re willing to excuse major technical differences. A whole litany of games will be playable with the ‘HMZ-T2’ device at TGS, from Metal Gear Rising: Revengeance to Assassin’s Creed 3 (some games are only demoable with the HMZ device, oddly). As we learned earlier today, the HMZ-T2 goes on sale (in Japan at least) this October for nearly $900. That Oculus Rift is starting to sound much more appealing, eh?

September 12, 2012 Posted by | articles | | Leave a comment

Boston Dynamics shows a quieter, more thoroughbred AlphaDog to DARPA and the Marines (video)

When we last saw Boston Dynamics’ AlphaDog (aka LS3), it was strutting through outdoor trials with the subtlety of a nuclear missile: for all that noise, it might as well have been holding a ‘shoot here please’ sign broadcasting American soldiers’ positions to everyone in the forest. Several months later, the company is showing both DARPA and the Marine Corps a refined version of its load-carrying robot that has clearly been through a few rounds of obedience school. While we still wouldn’t call the four-legged hauler stealthy, it’s quiet enough to avoid the role of bullet magnet and lets nearby troops chat at reasonable volumes. And yes, there’s new tricks as well. AlphaDog can speed up its travel over difficult surfaces and move at up to a 5MPH jog, all while it’s following a human squad. DARPA and the Marines recently began testing and improving the robot over a two-year period that should culminate in an Advanced Warfighting Experiment with the Marines to test viability under stress. If AlphaDog passes that bar, there’s a good chance many on-foot soldiers will have a mechanical companion — and quite a weight lifted off of their shoulders.

September 12, 2012 Posted by | articles | | Leave a comment